Los cubanos y la cultura del estudio

Marco Crupi / Shutterstock.com
0 133

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

- Publicidad -

En Cuba el estudio resulta obligatorio hasta los 15 años. Se trata de una prioridad para el gobierno y hasta para algunas familias. Como la posibilidad de estudiar existe, muchas personas no conciben la idea de no hacerlo, aunque cabe destacar que en estos tiempos ya no se valora demasiado debido a los bajos salarios de los posteriores trabajos.

La cultura del estudio en Cuba, se te inculca desde niños. Las tareas hay que hacerlas, te guste o no. A más de uno nos castigaron cuando no queríamos cumplir con los deberes escolares.

Los “trabajos prácticos” son toda una religión. En un inicio se hacían a mano. Papá o mamá con su letra, que era mejor que la nuestra, nos pasaban “en limpio” el trabajo para que quede lo mejor posible. Resaltadores, hojas blancas y el nombre bien grande, eran marcas distintivas de este tipo de tareas.

- Publicidad -

Después con el desarrollo ya se pueden imprimir los “trabajos”, pero los libros se mantienen como la principal fuente para la investigación, nada de internet ni ninguno de sus sitios salvadores. En Cuba estamos atados a la teoría de las hojas y la tinta.

- Publicidad -

Si no ingresas a la educación superior, esto no significa dejar de estudiar sino buscar otras opciones como la escuela de turismo, por citar un ejemplo. Tales estudios casi siempre resultan más productivos al generar mejores ingresos para sostener la familia.

En muchos hogares aún se aspira a que los hijos se conviertan en doctores o ingenieros, sin embargo este sueño se transforma paulatinamente en la idea de que puedas mantenerte con un salario que te permita vivir cómodo y no depender de nadie.

Al final nunca dejas de estudiar: ya sea para un negocio o para hacerte profesional, en Cuba prevalece la cultura del estudio.

- Publicidad -

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

Translate »