La Cuba de los Carpinteros

Stephan Schlachter / Shutterstock.com
0 160

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

- Publicidad -

Apasiona escribir acerca de estas cosas… la Cuba de los carpinteros está llena de muebles que nos hacen suspirar de nostalgia. Esa Cuba de aserrín, de maderas olorosas y barniz, también está repleta de cosas importantes para el patrimonio de la cubanía de todos los tiempos.

Los juegos de sala

Sin duda alguna, la mueblería cubana siempre ha seguido una línea que pudiera llamarse “tropical”, en la confección de sus piezas. Han sido populares en la isla el sillón doble o triple, acompañado de sillones de una sola plaza.

Es muy habitual llenar la sala de muebles de madera, con motivos florales y piezas torneadas. Pero también hay que citar los que son totalmente tapizados con tela o vinil. Siempre con el toque cubanísimo de la carpintería. Importante, que no falten ni la mesita de noche ni los balances.

villorejo / Shutterstock.com

Los juegos de cuartos

Los hay majestuosos, y otros son más sencillos… en las habitaciones cubanas la estética de la carpintería nacional respeta la presencia de las dos mesitas. Hay que reconocer que la necesidad de ahorrar madera ha hecho que surjan miles de diseños. ¿Y qué decir de los espaldares de las camas? Todo tipo de figuras, enchapes, formas caprichosas y bellas nos hacen agradecer el ingenio de los maestros de la madera.

Matyas Rehak / Shutterstock.com

- Publicidad -

Juegos de comedor

Justo a la medida del estilo deseado y del espacio. Los carpinteros cubanos saben que la sobriedad no significa mal gusto. En los últimos años se han puesto de moda las mesas redondas, aunque a decir verdad no deja de ordenarse la construcción de las soberanas mesas rectangulares con seis sillas.

Salvador Aznar / Shutterstock.com

Un mundo de piezas para todos los sitios del hogar

La carpintería cubana llena el hogar de muebles individuales o combinados. La hermosura y el uso práctico están garantizados. Puede ser una mesita y su silla al lado del teléfono. No olvidemos los libreros o bien el revistero de madera que se coloca en la sala o el pasillo. Un par de sillas, a modo de “tumbonas” vienen bien para el portal. ¿Y si tenemos un minibar?, fácil, las banquetas serán las más distinguidas.

La Cuba de los carpinteros está llena de cedros, majaguas, pinos… está llena de muebles que solo de verlos podremos reconocerlos como “los nuestros”, los cubanos.

Shutterstock.com

- Publicidad -

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

Translate »