Joven cubana que se tragó una tachuela agradece a los médicos que le salvaron la vida

0 1.336

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

- Publicidad -

Sheily Mariam Oñates Araújo, es una adolescente cubana residente en la provincia de Camagüey, que estuvo a punto de perder la vida por haberse tragado de forma accidental y no comunicárselo a sus padres, informó el diario Adelante.

La joven que en la actualidad tiene quince años, relató que cuando tenía 11 o 12 años estaba sentada frente a su computadora y que se tragó una tachuela con la que estaba jugando, pero que no le dio importancia a eso a pesar que sangró un poco y que se puso morada.

Foto: Alejandro Rodríguez Leiva-Adelante

“Ese día me puse morada, eché un poquito de sangre y no dije nada en casa”, declaró Sheily Mariam, quien hoy se encuentra muy agradecida del equipo médico que la atendió y que le salvó la vida.

El pasado 4 de noviembre, sus padres tuvieron que llevar a la joven al Hospital Pediátrico Eduardo Agramonte Piña en Camagüey, pues presentaba sangramientos y vómitos con sangre, algo que preocupó mucho a los doctores que la recibieron.

- Publicidad -

La doctora Arianna Sugrañes Montalván, especialista en Terapia Intensiva y Emergencia del centro, explicó que era un caso muy raro, pues no conseguían determinar de dónde provenía el sangramiento.

Foto: Alejandro Rodríguez Leiva-Adelante

“Unos cuantos especialistas fuimos a valorarla y en ese momento tuvo un gran vómito de sangre que no sabíamos de dónde procedía. Podía ser de la nariz, la boca, la vía respiratoria, pero con mucha sospecha de que fuera de la vía respiratoria. Se le hizo un Rayo X de tórax y apreciamos lo que llamamos un cuerpo extraño, prácticamente insignificante y con negativa familiar siempre de una broncoaspiración, y con una lógica confusión porque tenía el antecedente de enfermedades respiratorias a repetición, y cuando se empieza a conversar con la niña se acuerda del suceso y como se asustó nada dijo. Incluso, un día tenía un coágulo de sangre en la boca y al ver a su mamá se lo tragó y le expresó que estaba comiendo caramelo, eso lo da solo la inocencia. Fue llevada a la terapia intensiva; mediante otros procederes no pudo resolverse, estudiamos todas las posibilidades, hasta que fuera tuberculosis, y nos llamaba la atención que se observaba una bronquiectasia muy localizada, en fin, se le indicaron antibióticos, pero necesitábamos estudios más precisos”, expresó Montalván.

- Publicidad -

Foto: Alejandro Rodríguez Leiva-Adelante

La joven fue trasladada al Hospital Universitario Manuel Ascunce Doménech, para ser evaluada por un equipo multidisciplinario y luego de realizarle Tomografía Axial Computarizada (TAC) encontraron el problema y decidieron someterla a una cirugía para extraer el órgano extraño.

“Ella se reía antes de ser anestesiada a pesar de estarse muriendo, y le dije te voy a operar y te voy a sacar la tachuela, ella se echó a reír. La situación era extrema, los padres estaban destrozados, sabían todo lo que estaba sucediendo y lo peor, lo que podría ocurrir”, recordó el cirujano Miguel García Rodríguez.

Este es el póster de mi hermosa sobrina portando por su alegre y sonriente padre frente al Hospital Provincial de …

Posted by Reidel Dayami on Friday, November 15, 2019

Aunque la operación presentó algunas complicaciones, finalmente consiguieron sacarle la tachuela de su organismo y en la actualidad la joven Sheily Mariam se encuentra en perfeto estado de salud.

- Publicidad -

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

Translate »