Denuncian que el gobierno cubano recrudeció las prohibiciones para entrar y salir del país a periodistas independientes

0 359

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

- Publicidad -

El Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH), una organización con sede en Madrid, denunció que el gobierno cubano está impidiendo a periodistas independientes salir del país en un intento por controlar la oposición.

De acuerdo con esta institución, durante las últimas semanas el gobierno cubano prohibió a más de veinte periodistas independientes abordar vuelos para participar en eventos internacionales sobre diferentes temas.

Aunque todos los periodistas a los que se les impidió viajar tenían sus documentos en reglas y no presentaban deudas o casos pendientes con la justicia cubana, los oficiales de aduana que los atendieron les dijeron que tenían prohibición de salida, sin ofrecerles más explicaciones al respecto.

Entre los periodistas a los que no se les ha permitido salir de Cuba se encuentran Inalkis Rodríguez, Iris Mariño, Sol García e Isel Arango (revista La Hora de Cuba), Luz Escobar (diario 14yMedio), Yunia Figueredo Cruz (Diario de Cuba), y la activista Leticia Ramos Herrería (grupo Damas de Blanco).

Además, en las últimas horas le aplicaron la misma medida a María Elena Mir Marrero, Enix Berrio Sarda, Boris González Arenas, Fernando Palacio Mogar, Abdel Legrá y Alberto de la Nuez, todos de la Mesa de Unidad de Acción Democrática (MUAD), que se dirigían a eventos en Panamá y Colombia.

- Publicidad -

“Seis activistas fueron impedidos este domingo de viajar fuera de Cuba. Cinco de ellos iban a Panamá para participar en una reunión de la Mesa de Unidad Democrática (MUAD)”, escribió Yoani Sánchez.

Alejandro González Raga, director ejecutivo del OCDH, explicó que el Decreto Ley 302 del año 2012 permite al gobierno cubano establecer restricciones de salida a sus ciudadanos por problemas de seguridad nacional, protección de información oficial, entre otras razones.

“El Decreto Ley 302 de 2012 debió significar el fin de las restricciones al derecho de entrar y salir de su país de los cubanos, pero no ha sido así. El gobierno cubano utiliza tretas jurídicas para el juego sucio, amparado en supuestos problemas de defensa y seguridad nacional, razones de interés público y protección de la información oficial, entre otras. Todas significan que el gobierno decide arbitrariamente la entrada y la salida de los cubanos”, expresó.

Otra de las denuncias realizadas por la OCDH está relacionada con las personas que han salido del país de manera ilegal o que han abandonado misiones oficiales y que no les permiten entrar a la isla.

La OCDH condenó la violación de los derechos de los miembros de la sociedad civil en Cuba y pide que se solucionen estos problemas cuanto antes.

- Publicidad -

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

Translate »